diciembre 03, 2009

Un día en LABADEE, único destino en este viaje inaugural




Labadee es una bahía al norte de Haití en la Isla La Española (que comparte con República Dominicana). Es parte de una península que la Compañía Royal Caribbean International tiene rentada desde el año 1986 al gobierno haitiano y donde trabajan en su complejo, de 5 playas y tres nuevas y grandes áreas de picnic, más de 300 haitianos en forma permanente y alrededor de 200 artesanos, músicos y vendedores que entran con permiso a la isla cada vez que fondea un barco de Royal Caribbean o Celebrity Cruises, que pensamos sean a partir de ahora por lo menos uno diario.
Adicionalmente, han aumentado considerablemente la mano de obra debido a la construcción del nuevo puerto en la punta de la isla, que hoy tenemos el orgullo de estar inaugurando, y que representa quizás el muelle más largo de todo el Caribe para barcos de cruceros, pudiendo albergar si lo desean al Oasis of the Seas y su gemelo a inaugurarse el año entrante, Allure of the Seas, SIMULTANEAMENTE.


Se estima que la compañía, paga al Gobierno de Puerto Príncipe unos 6 dólares americanos por cada turista que entra en Labadee, convirtiéndose en el principal impulsor de turismo en la isla.

Muy distinto encontramos esta LABADEE, apenas a 10 meses de haber estado a bordo del CELEBRITY SOLSTICE
Ya los barcos no fondean más en la bahía, si no en este espectacular muelle como verán en las fotos..

Las barcazas La Pinta, La Niña y La Santa María, que hasta ayer trasladaban a los turistas desde los barcos a la playa, descansan en su pequeño atracadero en una esquina del COLUMBUS BEACH, principal playa y centro de las actividades acuáticas hasta hoy.

Este hermoso y tranquilo complejo está totalmente orientado a los turistas con atracciones que incluyen un parque flotante a unos 100 metros de la playa en TOWN SQUARE y al que se llega por una plataforma de madera, motos de agua y salidas dirigidas en lanchas a practicar snorkel, parasailing, submarinismo, etc.


También posee un pequeño mercado de artesanía atendido por los propios nativos y totalmente renovado, y ahora una calle completa, también de artesanos y pintores, llena de alegría y colorido, a todo lo largo desde la última parada del “Trencito” que recorre la península hasta COLUMBUS COVE.

El barco baja la comida y los principales utensilios para que los pasajeros no tengan que subir al barco a almorzar: Pollo, costillitas, perros calientes y hamburguesa, jojotos, frutas, ensaladas y postres, y en esta ocasión, creemos que por la inauguración del muelle, pudimos disfrutar de “colas de langosta”.


También proveen gratis las sillas, toldos, agua, te y limonadas, hamacas y área especial para niños, así que no nos preocupamos en ningún momento por la comida o bebida.
Las nuevas salas sanitarias están por todo el área, más grandes y modernas para despreocuparse también de esta necesidad cuando estamos en una playa, y las cuatro grandes áreas en las que ahora está dividido el complejo, pueden ser recorridas a pie por un camino encementado que lo hace menos cansón que caminar por la arena

Las actividades acuáticas son pagas y se cancelan con la misma tarjeta del barco.

Labadee, Haití, tercer día
Durante el crucero inaugural del Oasis of the Seas
La TIROLESA, bastante alta y larga como verán en las fotos, con 5 canales simultáneos de lanzamiento, tiene un costo de unos $75 y necesita una preparación previa en un modelo a escala desde donde, luego de aprobado el entrenamiento, te llevan en unos vehículos doble tracción hasta la gran plataforma en lo alto de la montaña, para descender casi al agua y a toda velocidad en DRAGON´S Plaza.

La nueva playa ADRENALINE BEACH da una gran amplitud al complejo y es la entrada de la nueva atracción, una pequeña “montaña rusa” con vagones individuales o dobles y controlados por el propio pasajero denominada DRAGON´S TAIL.

BAREFOOT BEACH CLUB, representa un área exclusiva para miembros con tarjeta “GOLD”, con su propio lugar de comida y “bugaloos” de madera, y el Ocaen View Spa, aún en construcción sobre las ruinas del viejo castillo, son otras áreas de descanso en Labadee.
En realidad el lugar está excelente para pasar el día, el barco sale a las 5, al caer el sol, donde no te falta nada, y si el día está soleado como hoy, pasarán cunado vengan uno de los mejores días de playa y descanso durante un crucero por el Caribe.

Bonita salida con el atardecer en Labadee, que más bien se hizo de noche esperando algún rezagado, observando que lo poblados vecinos han aumentado en viviendas y en tráfico de lanchas comparado con otras ocasiones en que hemos visitado la isla, ( lo notamos también en la visita anteriror). Esto deja ver que en realidad el turismo de cruceros en esta parte de Haití está dando sus frutos. Mucho movimiento por las nuevas construcciones y el nuevo puerto, esperando ya aumentar de 3000 a 5000 los visitantes de la península a partir de esta fecha.
Aunque existe un pequeño hotel que presumimos se utiliza para la logística de la construcción y el personal de RCI, se habla ahora de un proyecto RESORT para combinar barco con hotel.
La Galería Fotográfica habla por sí sola de lo bien diseñado que está este complejo turístico exclusivo para los barcos de Royal Caribbaen y Celebrity Cruises, y totalmente renovado.